Los periodistas mexicanos exigen protección federal ante la violencia

Periodistas de 11 estados del país se reunieron de forma urgente en la Ciudad de México esta semana para discutir y aportar propuestas en torno a la puesta en marcha de leyes y mecanismos de protección para el ejercicio del periodismo.Durante el encuentro convocado por la Casa de los Derechos de los Periodistas, Balbina Flores, de Reporteros Sin Fronteras, sintetizó el sentir de periodistas, representantes de agrupaciones de periodistas y organizaciones defensoras de la libertad de expresión.

“Nuestra realidad nos ha rebasado y es cada vez más grave la situación de amenazas, riesgo y ataques que no se detienen, al contrario, van en aumento”, sostuvo Flores. En lo que va de 2011, en Veracruz han sido asesinados cuatro periodistas, dos desaparecieron y 16 decidieron salir del estado a fin de resguardar su vida, luego que fueron amenazados. En el mismo periodo, han muerto de forma violenta cinco periodistas más en otros puntos del país, 14 desaparecieron presuntamente secuestrados y hay un éxodo de periodistas de diversas partes de la República, cuyo número no se ha cuantificado porque muchos han pedido permanecer en el anonimato para salvaguardar su vida.

Estas cifras forman parte de las estadísticas, que hablan de 76 periodistas asesinados en México de 2000 a la fecha; y han hecho de este país el más peligroso del mundo para ejercer la profesión, según Reporteros Sin Fronteras. De febrero a la fecha, se han iniciado 56 averiguaciones previas derivadas de denuncias de agravios a algún periodista, de acuerdo con el fiscal especial para la Atención de Delitos Cometidos contra Periodistas, dependiente de la Procuraduría General de la República (PGR), Gustavo Salas Chávez. Otras 72 medidas cautelares se tomaron para proteger la integridad de igual número de periodistas agraviados, en los casos donde hay evidencia de que su vida corre riesgo.

El fiscal sostuvo que la PGR está dispuesta a participar con la puesta en marcha de casas de protección y apoyos económicos a los periodistas que tienen que salir de los estados para garantizar su seguridad.

“La situación de riesgo y gravedad en la que vivimos los periodistas en México va en aumento, y una de nuestras preocupaciones inmediatas es ‘¿Qué hacemos con los periodistas que están saliendo de los estados?’ Porque las organizaciones (que los auxilian) no nos estamos dando abasto”, dijo Balbina Flores.

Al encuentro, que pretendía ser un seminario nacional para buscar leyes y mecanismos para proteger a los periodistas, también asistieron Antonio Tiro Sánchez, de la Unidad para la Promoción y Defensa de los Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob), Omar Gómez, de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en México; y José Juan Alonso, director del Programa de Agravio a Periodistas de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Omar Raúl Martínez, presidente de la Casa del Periodista; Mike O’Connor, corresponsal en México del Comité de Protección a Periodistas; Ricardo González, oficial de Protección y Seguridad para México y Centroamérica de Artículo 19, y Brisa Maya Solís, directora ejecutiva del Centro Nacional de Comunicación Social (Cencos), figuraban entre los participantes en el foro. Durante el seminario, se dio a conocer la desaparición de dos periodistas de Acayucan, Veracruz. Y un día después del encuentro fue asesinada la periodista María Elizabeth Macías, de Nuevo Laredo, Tamaulipas.

“La realidad con la que se enfrentan los periodistas es rebasada y se agrava con cada nueva agresión porque el problema es la gran impunidad que sigue creciendo”, explicaron Cencos, Artículo 19, Comunicación e Información de la Mujer (CIMAC), Periodistas de a Pie y los agrupados en la Casa de los Derechos de los Periodistas. Aseguraron que se han establecido “zonas de silencio informativo”, donde ante el temor de ser agraviados, los periodistas no dan a saber lo que sucede en su entorno, por lo que la sociedad carece de elementos de información que les permita tener elementos de juicio para la toma de decisiones.

 

Protección federal por la democracia

Brisa Solís, de Cencos, explicó que salvaguardar los derechos y la integridad de los periodistas es importante para México como nación, porque su labor es necesaria para la existencia de un estado democrático. La federalización de los delitos cometidos contra periodistas, a fin de que los agravios cometidos por todo el país se investiguen por las instancias federales, fue una de las principales reivindicaciones.

Exigieron la aplicación del convenio firmado en 2010 por la PGR, Segob, Relaciones Exteriores (SRE), Seguridad Pública (SSP) y la CNDH, para implementar mecanismos de protección a este sector. Los activistas aseguran que después de un año de que se firmara no se ha puesto en marcha. Los periodistas y organizaciones exigieron al gobierno federal una reunión inmediata con el secretario de Gobernación y la procuradora general de la República para examinar el mecanismo federal de protección de periodistas, los riesgos en cada zona del país y los avances en las investigaciones de los asesinatos de los periodistas de 2000 a la fecha. Antonio Tiro Sánchez, de la Segob, explicó la protección se lleva a cabo cuando la CNDH la solicita y bajo la aprobación de la PGR.

 

Solicitan asilo a Artículo 19

Desde que el presidente de México, Felipe Calderón, declaró la guerra contra los cárteles de la droga en el 2006, 30 periodistas del país han solicitado asilo político al organismo Artículo 19, que defiende y promueve el derecho a la libertad de expresión e información en más de 50 países en el mundo. Omar Rábago Vital, oficial del Programa de Libertad de Expresión y Protección de Periodistas de Artículo 19, dio a conocer a CNNMéxico que la mayoría de los periodistas que han solicitado protección lo han hecho por las amenazas e intimidaciones que han sufrido, pero de parte de autoridades mexicanas, y no sólo por las del crimen organizado.

El programa de protección a periodistas inició en 2006 –cuando el gobierno federal emprendió la lucha contra el narcotráfico—y en 2007 se empezó a especializar, añadió Rábago, quien dio a conocer que en ocasiones no sólo se brinda protección al periodista que denuncia agresiones, sino hasta a su familia. “Hemos tenido casos de intervención donde los hemos llevado a otros países, pero no lo recomendamos a nadie porque es una parte muy fuerte, hasta establecer protocolos de seguridad con algunos periodistas o medios de comunicación”, dijo.

Entre las entidades con mayores riesgos para ejercer el periodismo en México por la presencia de grupos criminales, se encuentran Michoacán, Guerrero, y Veracruz, señaló Rábago. También está el caso de Sinaloa, ya que el periodista del diario El Debate de Culiacán, Luis Enrique Ramírez, solicitó refugio después del asesinato de su colega Humberto Millán Salazar, ocurrido el pasado 24 de agosto.

 

Fuente: http://mexico.cnn.com/nacional/2011/09/29/los-periodistas-mexicanos-exigen-proteccion-federal-ante-la-violencia

Vía: Prensa CNP Caracas

Be Sociable, Share!

0 Comments



You can be the first one to leave a comment.

Leave a Comment